Reconciliación con la licuadora

¡Buenas!

Aquí ando otra vez trasteando la cocina. ¿No os pasa que os chincha usar la licuadora porque malgasta mucha fruta o verdura y después además toca fregar varias piezas? Las pocas veces que la he usado me he limitado a aprovechar los restillos para rellenar berenjenas o hacer tortillas o los he tirado directamente. La verdad es que desperdiciar tantos nutrientes me hacía tenerla relegada en el último rincón de la cocina y ser más partidaria de la batidora, aunque algunas verduras en crudo no me agraden mucho.

Encontré  no hace mucho esta idea en el instagram de verofortyfit, y la verdad es que me ha encantado, y eso que aún no le he cogido el punto. Consiste en mezclar esos restos con copos de avena o muesli, aprovechando su humedad mezclarlo, ponerlo sobre papel de horno y hacer una especie de panecillo duro o regañá.

Yo hice estos de espinaca, puerro y cerezas con copos de avena, y les añadí sal, curry, albahaca y una gotilla de AOVE. Están muy ricos para tomar solos, o ponerles algo por encima para acompañar.

Aquí la licuadora antes de ser vaciada:
image

Saqué los restos y los mezclé con muesli.
image

Hay que amasarlo para que quede bien repartido. Yo usé guantes de látex porque aunque no lo parezca la verdura aún conserva mucha humedad y me daba un poco de repelús el tacto

image

Tras darle forma lo coloqué en papel sulfurizado y al horno, que llevaba precalentándose desde que empecé a prepararme el smoothie.
image

He de decir que aún no es he cogido el punto, ya que los primeros me salieron tan finos que se quemaron (usé muesli con fruta y las pasas se carbonizaron) y después de eso me están quedando blandos, tal vez porque los dejo poco tiempo por el miedo a que no se me quemen de nuevo.

De cualquier manera parece me una idea genial, seguiré practicando porque necesito perfeccionar, ahora que me he animado a zumos y smoothies más fresquitos para el verano, y ya que uso muchísimo el horno así mato dos pájaros de un tiro.

¿Qué os parece, os animáis a hacer una prueba?

Saludos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cocina fácil, Deporte y salud, Trucos caseros y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Reconciliación con la licuadora

  1. soniaagus dijo:

    Pues me parece una excelente idea, aunque a mi me llega tarde porque es lo que tu dices. Yo me la compre hace un porron de años y termine dejandola en alguna de mis muchas mudanzas porque me decia: que coñazo de aparato, que coñazo de limpieza y para los zumos que hace…. En fin que tu estas a tiempo de aprovecharla jajaaj.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s